La potencia de una caldera, un aspecto a tener muy en cuenta

Cuando se va a adquirir una caldera siempre hay que escoger aquella que tenga la potencia suficiente para cubrir todas las necesidades del hogar, no sólo a nivel de calefacción sino también de agua caliente. A continuación, desde GASALIA, te explicamos lo que debes tener en cuenta.

No todo es elegir un modelo de caldera, instalar y ponerse a disfrutar de sus prestaciones. Antes hay que valorar y tener muy claro que el equipo que vamos a adquirir va a responder a todo lo que esperamos de él. Antes los casos de duda, siempre hay que recurrir a profesionales para que nos hagan los cálculos necesarios que eviten una compra equivocada.

Tener una caldera con la potencia adecuada es básico, pero ¿cómo calcularla?. Hay un método sencillo y bastante fiable que es equiparar un metro cuadrado de vivienda a 10 watios. Esto quiere decir que, por ejemplo, una hogar con 100m2 de superficie necesitará una caldera de 1000 watios.

Afortunadamente, casi todos los fabricantes de calderas que existen actualmente en el mercado son conscientes de esta necesidad y, por este motivo, casi todos los equipos que lanzan tienen una potencia mínima que varia entre los 23 y los 25kw. Por tanto, a no ser que tengamos una vivienda con una superficie superior a los 200 m2, será más que suficiente. No obstante, siempre es preferible preguntar e ir sobre seguro que después tener que lamentarse.

Agua caliente

A la hora de decantarnos por un equipo u otro también hay que valorar las necesidades de agua caliente que vamos a tener. Normalmente, las calderas que tienen una potencia entre 23 y 25km suelen dar alrededor de 14 litros por minuto. ¿Qué quiere decir eso? Si tenemos en cuenta que una ducha consume aproximadamente unos 10 litros, sobrarán todavía unos 4 litros para que se pueda abrir otro grifo al mismo tiempo.

Evidentemente, si la potencia de la caldera es mayor, los litros por minuto también son mayores. Todo dependerá en un última instancia de la cantidad de agua caliente que se vaya a necesitar. Si para una familia, con un grifo y una ducha es más que suficiente, no tendremos que recurrir a una caldera de mayor potencia. En el caso de que se necesiten dos duchas abiertas, sí que será necesario aumentarla.

Recuerda que todos estos aspectos y preguntas te los podremos resolver desde GASALIA. Nuestro equipo cuenta con la profesionalidad y experiencia suficientes para dar respuesta a cualquier duda que se pueda plantear.

Todo lo que necesitas para una mayor comodidad en tu hogar, disponible en nuestra tienda online.

Lee también: Las averías más comunes en una caldera.


Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información